jueves, 1 de abril de 2010

PREGUNTA Nro. 164 LA FRATERNIDAD ROSACRUZ ¿Es la enseñanza Rosacruz para todos? Si es así, ¿cómo puede obtenerse?

PREGUNTA Nro. 164

LA FRATERNIDAD ROSACRUZ

¿Es la enseñanza Rosacruz para todos? Si es así, ¿cómo puede obtenerse?

Respuesta: Con el objeto de promulgar esta enseñanza ha sido formada la Fraternidad
Rosacruz, y todo aquel que no sea hipnotizador, médium, clarividente, quiromántico o
astrólogo profesional, puede matricularse como estudiante del Curso Preliminar escribiendo al
Secretario General. No existen cuotas ni pagos por derechos de Iniciación. El dinero no puede
comprar nuestra enseñanza. El progreso depende del mérito.
Después de terminar el Curso Preliminar queda inscripto en la lista de Estudiantes Regulares
por un período de dos años, después del cual, si ha llegado a imbuirse con la verdad de las
enseñanzas Rosacruces de tal modo que esté preparado para cortar su conexión con todas las
otras órdenes ocultas o religiosas -exceptuadas las Iglesias Cristianas y las Órdenes Fraternales-
puede asumir la obligación que le admite en el grado de Probacionista.
No tratamos de insinuar por lo antes dicho que todas las otras órdenes de ocultismo no sirvan.
Lejos de ello. Muchos caminos conducen a Roma, pero llegaremos con menos esfuerzo si
seguimos uno de ellos que si zigzagueamos de un camino a otro. Nuestro tiempo y energía
están limitados en primer lugar, y todavía más reducidos por deberes familiares y sociales que
no deben ser descuidados a causa del propio desarrollo. Para economizar el mínimum de
energía que podamos legítimamente emplear en nosotros mismos, y para evitar el desperdicio
de los escasos momentos de que disponemos, es que se insiste sobre esa renuncia a todas las
demás órdenes.
El mundo es un agregado de oportunidades, pero para tomar ventaja de cualquiera de ellas
debemos poseer eficiencia en cierta línea de esfuerzo. El desarrollo de nuestros poderes
espirituales nos hará posible ayudar o dañar a nuestros hermanos más débiles. Se justifica
únicamente cuando el objetivo es la eficiencia en el servicio de la humanidad.
El método Rosacruz de desarrollo difiere de los otros sistemas en un particular especial:
aspira, aun desde el mismo principio, a emancipar al alumno de la dependencia de los demás,
para hacerle confiado en sí mismo en el más alto grado posible, para que pueda permanecer
solo bajo todas las circunstancias y hacer frente a todas las condiciones. Sólo uno que esté tan
fuertemente equilibrado puede ayudar al débil.

***

del libro "Preguntas y Respuestas" Tomo Segundo, de Max Heindel

No hay comentarios:

Publicar un comentario